jueves, 6 de septiembre de 2012

Young Adult

 

Charlize Theron borda el papel en una película que pretendieron hacer pasar por comedia al uso  pero que es más una tragicomedia negra de corte independiente.

La protagonista, una profesional de éxito en crisis personal que carece de inteligencia emocional y no tiene  capacidad de empatizar con nadie excepto con ella misma, regresa al pueblo de su infancia para convencer a un ex-novio (ahora felízmente casado y padre de familia) para que vuelva con ella.

Si fuese una película americana al uso tendríamos un desarrollo y moralina diferente. Pero no es esa la intención de la famosa guionista de Juno; Diablo cody. Hace un feo retrato de la protagonista y su devenir por una historia cuyo desenlace  realmente no es realmente el centro de la historia.

Es difícil que te guste, puesto que la protagonista no te cae bien y llegas a odiar a su personaje, obviamente. El problema es que la peli abunda en el tono amargo de unos protagonistas que anhelan vivir otra vida y abandonar la suya en busca de la felicidad. Ese supongo que es el mensaje que se quiere transmitir.

No resulta agradable ver cómo se revuelven de manera ligéramente exagerada las fealdades y  miserias humanas.
Pese a ello es una película que merece la pena.