miércoles, 2 de mayo de 2007

Estación de tránsito Clifford D. Simak 1964


Otro clásico de la ciencia ficción, ésta vez con algunos tintes moralistas y místicos que aún así no empañan la buena sensación que me dejó la novela de Simak, premio Hugo en 1964.

Enoch Wallace es el solitario e incomprendido guardían de la única estación de paso estelar que existe en la tierra , en medio del campo de Wisconsin.

Llevando la vida de un extraño y anacoreta granjero es incomprendido por sus recelantes vecinos mientras se entrega como lo ha hecho durante siglos a su tarea de dar hospitalidad a todos aquellos viajeros extraterrestres que pasan por su estación.


Pronto su actividad y su larga vida provocaran los recelos y más tarde iras de las autoridades y convecinos.El sabe que aún no puede revelar el secreto a una humanidad no preparada y llena de defectos sobre lo que existe más allá de las estrellas, pero los acontecimientos harán que hasta ese hecho inmutable tenga que ser cuestionado.


Muy recomendable.

No hay comentarios: